Transparencia y diversificación de los servicios de justicia se consolidan con la oralidad procesal

.:: Servicios Corporativos ::.

Home
Transparencia y diversificación de los servicios de justicia se consolidan con la oralidad procesal

 

La oralidad procesal, vigente en el país, permite el fortalecimiento de la independencia judicial e impulsa los mecanismos alternativos de solución de conflictos.

 

Esa fue una de las conclusiones señaladas por el Presidente del Consejo de la Judicatura (CJ), Gustavo Jalkh, durante la conferencia “La Reforma Procesal Ecuatoriana y el Rol del Abogado” que  impartió, este jueves 30 de marzo, en la Universidad Técnica de Ambato.

 

Aproximadamente 800 personas, entre estudiantes universitarios y secundarios; docentes; y, abogados en libre ejercicio asistieron al evento, en el que el doctor Jalkh analizó los resultados de la transformación judicial que vive el país.

 

En ese marco, explicó que actualmente el sistema judicial garantiza celeridad, eficiencia y calidad. "La oralidad procesal vuelve a la justicia más  transparente (...) Ahora las partes involucradas en un juicio juegan con las cartas sobre la mesa". Los jueces resuelven los procesos en audiencias públicas, indicó el doctor Jalkh.

 

El titular de la Judicatura sostuvo que, con la aplicación del Código Orgánico General de Procesos (COGEP), se impulsó la mediación y la conciliación, que promueven la resolución de conflictos a través del diálogo.

 

A decir del Presidente Jalkh, en la actualidad, la mediación tiene acogida en la ciudadanía. En 2016, se instalaron 38 526 audiencias de mediación, de estas, el 89% alcanzó acuerdos de mutuo beneficio para las partes.

 

Otra ventaja de la mediación es la descongestión del sistema judicial, ya que el 11% de procesos relacionados con materias civiles se resolvió a través de este mecanismo.

 

Respecto a la conciliación, indicó que desde que rige el COGEP (mayo de 2016), un 30 % de juicios ejecutivos se resolvió mediante esta vía.

 

Otros aportes del COGEP son la reducción de las vías procesales de 80 a cuatro y la obligatoriedad de que las demandas se presenten con las pruebas pertinentes, lo que garantiza lealtad procesal. “Con la oralidad, liberamos al sistema procesal de la tramitología”, señaló.

 

Asimismo, el doctor Jalkh destacó la reducción de los tiempos de resolución de causas. En 2016, se resolvieron 539 juicios ordinarios. Antes, estos procesos duraban 824 días en promedio y hoy aproximadamente 128. Cosa similar ocurrió en los juicios sumarios que años atrás se extendían por hasta 500 días en promedio, mientras que hoy se resuelven en 72. El año anterior, concluyeron 18 381 juicios de esta clase.

 

Los procesos ejecutivos, que en otras épocas duraban entre uno y dos años, hoy se resuelven en apenas 82 días promedio.

 

El Presidente del CJ informó que, en materia Penal, la aplicación de procedimientos especiales, como el juicio Directo, permite que los delitos flagrantes sean sancionados de forma ágil y bajo el debido proceso, en un tiempo promedio que va de 10 a 25 días.

 

En años anteriores, este tipo de causas podían durar meses o años y en ocasiones, los delitos quedaban sin castigo, con lo cual las víctimas no recibían una respuesta del sistema judicial.

 

Con la vigencia del Código Orgánico Integral Penal (agosto de 2014), 78 390 delitos flagrantes fueron juzgados y con ello, se intensificó la lucha contra la impunidad. También, se redujeron las caducidades de prisión preventiva y las audiencias fallidas. Además, la mayoría de personas privadas de libertad (71 %) tiene sentencia.

 

La reforma judicial aportó también en la disminución de delitos, entre ellos, los homicidios. Mientras en 2009, en Ecuador se registraban 18 homicidios por cada 100 mil habitantes, el año anterior la tasa fue de 5,6.

 

Reconocimiento especial al Presidente del CJ

 

En la ceremonia, la Facultad de Jurisprudencia y Ciencias Sociales entregó un reconocimiento especial al doctor Jalkh por su trayectoria profesional y por su aporte en el mejoramiento de los servicios judiciales.

 

Franklin Medina, decano de la Facultad, señaló que el trabajo que desarrolla el CJ, y en particular su Presidente, ha convertido al sistema de justicia de Ecuador en uno de los mejores de la región.

 

DIRECCIÓN NACIONAL DE COMUNICACIÓN